El delivery crece ante las limitaciones por la pandemia

 El delivery crece ante las limitaciones por la pandemia

Los comercios responden a la nueva demanda de los clientes y se adaptan a los cambios de fase.

Frente al avance de la COVID-19 y el retroceso a Fase 1 que viven nueve localidades de la provincia, la modalidad de entrega puerta a puerta de diversos alimentos e insumos de higiene se incrementó en los últimos días. El servicio de delivery recobró protagonismo como una prestación adicional que los negocios ofrecen para que nuevos y actuales clientes accedan a la compra de sus productos.

Motos, autos e incluso bicicletas son los medios de transporte que se pueden ver por las calles. Los repartidores con chalecos distintivos son parte de esta prestación esencial ante la expansión y la permanencia de la pandemia. Abastecidos con barbijos, alcohol en gel y guantes, entregan sus ventas a los clientes que lo solicitan.

Consultados por El Diario de la República, algunos comerciantes concluyeron que la cadetería a domicilio aumentó considerablemente, salvo ciertas excepciones.

Puerta a puerta

La propietaria de una pastelería de la ciudad de San Luis, María Belén Randazzo, resaltó que esta nueva modalidad de venta debe incluir propuestas novedosas y acordes a la situación sanitaria que se vive. “Más allá que en nuestro local atendemos respetando el protocolo y las terminaciones de DNI, notamos que las personas prefieren que les llevemos nuestros productos a sus casas. Nosotros atendimos esa demanda y desde hace tiempo la implementamos en el negocio. En los últimos 15 días vemos un aumento de ventas en esta modalidad de casi un 50 por ciento, más en relación a meses anteriores”, aseguró.

Otra de las ramas comerciales que notó una suba de ventas a través del sistema puerta a puerta es la venta de medicamentos. El dueño de una farmacia del este capitalino, Carlos González, sostuvo que a partir de la vuelta a Fase 1 se elevaron a un poco más del 50 por ciento las ventas por delivery. “Básicamente nos piden productos esenciales como barbijos, alcohol reducido y guantes. Nosotros ampliamos nuestros horarios de entrega porque la gente también así lo comenzó a solicitar desde hace una semana. Creo que esto se debe a que las personas no quieren salir y ven necesario este servicio de entrega”, indicó.

Paula Sastre, de un local de venta online de productos congelados de Juana Koslay, describió que desde el inicio de la pandemia las ventas se potenciaron notablemente. “Desde que implementamos en San Luis la propuesta siempre tuvimos entregas a domicilio y, desde marzo hasta hoy, amplificamos en un 100 por ciento nuestra cartera de clientes. Sabemos que la entrega a cada casa es fundamental en estos momentos, la gente quiere sus productos apenas nos llegan y sabemos que este tipo de entregas es un servicio adicional y necesario en esta época”, sostuvo.

En cambio, Marco Ofría, la cara visible de un restaurante del centro puntano, manifestó que desde hace tiempo vienen implementando las entregas a domicilio, y mencionó: “Nosotros veníamos bien con las ventas, pero desde el último fin de semana hasta ahora hubo un notable descenso de compras. No sabemos si es por el miedo que tiene la gente, pero nosotros seguimos trabajando a puertas cerradas. Asimismo, las personas respetando el DNI pueden venir a buscar sus compras. Los meses de julio y agosto habíamos remontado en las ventas, sin embargo, desde hace días la situación no es la misma”, admitió.

Fuente: El Diario de la República

0 Reviews

Más notas

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *