05/12/2022 07:47

Análisis del panel de Mesa Cinco de la nueva respuesta del gobernador Alberto Rodríguez Saá a Claudio Poggi – Parte 1


Uno de los puntos a los que hizo referencia el jefe de Estado provincial en su nueva misiva, fue el escándalo por los medicamentos vencidos que dejó como herencia Poggi al frente de la administración pública provincial.


Mesa Cinco recurrió al archivo para repasar el bochorno que estalló a partir de la denuncia judicial que, a mediados de 2016, hizo el entonces ministro de Salud, Marcelo Riera. Entre los funcionarios involucrados por esta reprochable situación estaba Gastón Hissa, que se desempeñó como titular de la obra social provincial (Dosep).

Lo que salió a la luz fue muy doloroso. Los remedios vencidos estaban en el depósito de la Dosep, en el subsuelo del edificio de Ayacucho y Chacabuco.
Junto a los medicamentos había otras cajas con insumos y descartables vencidos. Hallaron decenas de cajas de drogas inservibles –entre ellas oncológicas-, al igual que agujas, bolsas de suero y sondas (descartables). Su valor fue estimado en 7 millones de pesos.
Al profundizarse la investigación que ordenó Marcelo Riera detectaron otra situación que generó una gran indignación.
A través del cotejo de certificaciones, comprobaron que en setiembre de 2015 a poco de finalizar el gobierno de Poggi, se dispuso la quema de medicamentos oncológicos por un valor superior a los 5 millones de pesos.


Una auditoria estableció que entre las drogas destruidas por la firma Ecogroup, había específicas para pacientes con cáncer, otro lote para aliviar el dolor, para prevenir náusea o vómitos que provocan las quimios. Y, otros medicamentos para reducir los efectos de la post quimio.
En otro informe se conoció otro rastro del despilfarro que Poggi y Gastón Hissa, junto a otros funcionarios hacían de los fondos públicos.
En el 2014, el Ministerio de Salud pidió el retiro del subsuelo de la mutual Dosep a cargo de Gastón Hissa –el ahora diputado provincial- el retiro de un cargamento de 5 palets de solución fisiológica para SU DESTRUCCIÓN. Eran cinco mil kilos. Su costo se estimó en 3 millones de pesos.
En síntesis, el manejo de los medicamentos durante la gestión de Poggi como Gobernador y de Gastón Hissa como ministro de Salud y titular de la Dosep fue un verdadero despropósito. Vergonzoso. Todo un símbolo de un irresponsable manejo de los dineros públicos.

Notas relacionadas

La cuota de la colonia de vacaciones cuesta unos $10 mil

Lunes 05/12/2022 – 08:00 HS – Flash Informativo