A un año del asesinato de la docente Mónica Ramos, su hijo volvió a pedir justicia: “No fue un robo más, fue más siniestro; hay un grupo de personas que lo planificó”

 A un año del asesinato de la docente Mónica Ramos, su hijo volvió a pedir justicia: “No fue un robo más, fue más siniestro; hay un grupo de personas que lo planificó”

La profesora fue asesinada a puñaladas durante un asalto en su casa que luego fue incendiada supuestamente para borrar huellas. En diálogo con “Mañana es Tarde”, su hijo, Martín Rodríguez reclamó mayor “seriedad, respeto y responsabilidad de la Justicia” para avanzar en la investigación que, según la familia, involucra a varias personas.

“El año ha sido una tortura. Me han arrancado la vida”. Martín Rodríguez contó que a un año del asesinato de su madre, la Justicia nunca escuchó la hipótesis que tiene la familia: “No puede haber sido algo tan simple, como que una persona iba caminando y de la nada se metió en la casa para robar. Desde un principio planteamos que esto no fue un robo ‘al voleo’, sino que era algo más complejo, más siniestro, que tiene que ver con un grupo de personas que planificó, ideó y ejecutó lo que le hicieron a mi mamá. Le metieron 20 puñaladas, le prendieron fuego la casa y le robaron el auto”, recordó entre indignación y dolor, previo a la marcha que se realizó por las calles de la capital puntana pidiendo justicia.

Entrevista realizada en Mañana Es Tarde

El caso que conmocionó a los docentes de San Luis

Ramos (61) era una reconocida docente de San Luis. Fue asesinada a puñaladas en su domicilio el martes 3 de marzo de 2020. El o los agresores iniciaron un incendio en su vivienda y huyeron con su auto, un Peugeot 308 blanco que fue hallado un día después en Balcarce e Hipólito Yrigoyen, en el centro de la ciudad.
Cinco días más tarde, el domingo 8 de marzo, efectivos del Departamento Homicidios detuvieron a Héctor Federico Núñez en su vivienda de Ayacucho 322.

El hombre de 32 años había quedado comprometido en la investigación luego que la Policía hallara, en el garaje de la casa de la víctima, un morral en el que había documentación bancaria de él. Se presume que lo perdió u olvidó el día del crimen. También hay registros de cámaras en los que se lo ve merodear la propiedad de la docente en horas y días previos al hecho.

Redacción Lafinur FM Radio

0 Reviews

Más notas

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *