Cierran dos importantes fábricas en San Luis

 Cierran dos importantes fábricas en San Luis

Se trata de dos platas instaladas desde hace décadas en los parques industriales de la provincia.

Dos importantes fábricas instaladas desde hace décadas en los parques industriales de San Luis cerraron sus plantas y cesantearon a sus trabajadores a raíz de la crisis del sector y colocó a octubre como un mes negro en el calendario.

Ledesma, que era la única que quedaba produciendo papel encapado en el país, comunicó de manera sorpresiva al personal que cerraba y que este viernes pagará el cien por ciento la indemnización al persona.

Nos madrugaron” , alcanzó a contestar el secretario general del Sindicato del Papel y del Cartón, Mario Fama cuando le preguntaron por la situación. El sindicalista manifestó que habían preguntado a los patrones si había otra alternativa y respondieron que la firma esta a la venta pero que no encuentran compradores. Trabajaban 70 operarios en San Luis más los de la Planta en Jujuy. El conflicto judicial ahora será para que Ledesma reconozca la antigüedad de muchos de esos trabajadores que antes trabajaban para Brillapel. La mayoría con 35 años de antigüedad. Ledesma compró la fábrica hace 11 años.

Otra fábrica importante que cerró en octubre fue Cidal, una sociedad de capitales nacionales que fabricaba productos de látex como globos de agua, de cotillón y preservativos de marcas acreditadas y que inició sus actividades en 1953, y exportaba a países latinoamericanos y contaba con certificaciones de calidad.

La fábrica venía con problemas “desde hace tiempo” para abonar los salarios en tiempo y forma y este año dejaron de comprar insumos para producir, describió una de las operarias. El 50 % de la planta estaba integrada por mujeres.”No producíamos porque no tenemos casi materia prima, y en el caso del látex, que es importado, la empresa no pudo hacer la compra”, aclaró. Unos 65 trabajadores fueron despedidos.

El 9 de octubre la gigante alimenticia Bagley, productora de las galletitas más vendidas en el mercado argentino, licenció en forma adelantada a todo su personal en la planta de Villa Mercedes, a 90 kilómetros de San Luis. La empresa argumentó que “hay sobre stock y busca de esa manera bajarlo por eso vacacionó a todo el personal”.

Héctor Morcillo, titular del gremio de trabajadores de industrias de Córdoba donde Bagley tiene también sus plantas, manifestó que “eso es un trastorno para los empleados porque se trasfirió el ajuste a los trabajadores que se quedaron sin poder de compra”.

También esta semana, la firma Arcor, despidió a 42 trabajadores en su mayoría con 20 años de servicio. Gustavo Sosa, gremialista de la Alimentación señaló que los telegramas de despido llegaron sorpresivamente a los trabajadores cuando muchos de ellos comenzaban con un régimen de “vacaciones adelantadas”. Dijo que se exigirá la reincorporación de esos empleados. Esos operarios se dedicaban a la fabricación de huevos de pascua y la empresa justificó esa medida diciendo que cayo esa producción un 60 % en la última Semana Santa.

0 Reviews

Más notas