21/05/2024 10:01 PM

Conflicto en Dánica: sigue el paro y denuncian despidos

Otro conflicto laboral mantiene en vilo al sector industrial de Villa Mercedes. Desde hace varias semanas, los trabajadores de Dánica llevan adelante una lucha por mejoras salariales que se profundizó en los últimos días: los obreros denuncian que la empresa comenzó a realizar despidos.

“Tenemos veinte compañeros que ya han sido notificados, alegando que nuestra medida de fuerza es ilegal. Obviamente, disentimos porque el paro no es desconocido por nadie, menos por el Ministerio de Trabajo, que es el que regula este tipo de mediaciones que intentamos llevar a cabo”, afirmó Franco Pela, quien es el delegado de los 110 obreros que están en huelga.

El reclamo principal es el mismo desde hace aproximadamente dos años: adecuar los sueldos a la escala que exige por convenio el Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros y Desmontadores (Soead), al que están afiliados los afectados. Según los cálculos que realizan, están hasta un 110% por debajo de las remuneraciones básicas establecidas.

El delegado reveló que los notificados respondieron rechazando los despidos, aunque no es la primera vez que la firma Avex intenta desvincular a quienes realizan las medidas de fuerza.

Desde hace aproximadamente 28 días, los empleados bloquean el ingreso y egreso de personal y transportes a la planta ubicada en la ruta 148, en el extremo sur de la ciudad. Este viernes, sin embargo, la empresa presentó un recurso legal para habilitar la entrada de trabajadores tercerizados, para, de esa forma, continuar con la producción de mayonesas y aderezos, pero con otras personas.

“Siguen jugando un juego perverso, queriéndonos amedrentar con la fuerza pública e intentando hacer ingresar personal por fuera del convenio para realizar tareas que son de los trabajadores aceiteros. Esta es la forma en que se manejan y siempre lo han hecho, por eso para nosotros es muy importante que la comunidad lo sepa”, denunció Pela.

En septiembre, Avex emitió un comunicado en el que afirmaba haber ofrecido un incremento salarial de un 176% que fue rechazado por los obreros de Villa Mercedes. Desde entonces, la firma no se ha expresado de forma pública sobre el conflicto que la llevó a amenazar con un posible cierre de la planta local en abril de 2021, que quedó sin efecto después de tratativas con el Ministerio de Trabajo de la Nación.

Mientras tanto, en otro punto de la ciudad, los empleados de Diaser también mantienen un paro desde hace dos semanas, aunque el motivo principal es que buscan afiliarse, justamente, al Sindicato de Obreros y Empleados Aceiteros y Desmontadores, que ofrece una escala salarial más alta que otros gremios.

SEGUI ESCUCHANDO: FMLAFINUR