El 60% de la población tiene sobrepeso; buscan concientizar

 El 60% de la población tiene sobrepeso; buscan concientizar

El Ministerio de Salud, mediante charlas virtuales, aportará herramientas para enfrentar esta patología.  Este jueves es el Día Mundial de la Obesidad.

La última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo señala que más del 60% de la población está excedida de peso y es sedentaria. La cifra, que va en aumento al menos desde 2005, arroja que un cuarto de la población presenta obesidad. En vistas a la prevención y a instancias del Día Mundial de la Obesidad, el Ministerio de Salud de San Luis realizará una serie de charlas, todos los jueves de marzo a las once de la mañana, para concientizar sobre la enfermedad.

“La obesidad es una enfermedad compleja. Abarca distintos factores, no se trata solo del sobrepeso, hay cuestiones conductuales, genéticas, ambientales, entre otras. Para su abordaje, es necesario un enfoque multidisciplinario con profesionales capacitados. Hacemos hincapié en que cada caso es particular; actualmente está de moda conectarse a internet y descargar una dieta considerándola viable para todos, pero no es así, cada persona es un caso particular. La obesidad tiene que tratarse desde el embarazo y en toda la línea de la vida”, sostuvo Mariana Nolte, jefa del Subprograma Prevención y Promoción de la Salud.

La funcionaria informó que desarrollarán una serie de encuentros virtuales gratuitos, a través de la plataforma Webex. Este jueves comienza la primera charla, denominada “Obesidad infantil”; estará a cargo de la doctora Natalia Tkalenko y la licenciada Virginia Bessega, del Servicio de Endocrinología Infantil y Enfermedades poco frecuentes, del Hospital San Luis.

El 11 de marzo, el equipo de Abordaje Integral de personas con Obesidad disertará sobre lo que ocurre con la enfermedad en los adultos. El 18 de marzo, la presidenta de la Asociación de Licenciados en Nutrición de San Luis (ALiN), Griselda Sosa, dará la charla “Derribando mitos”. El 25, habrá actividad física adaptada. Los interesados pueden inscribirse en el link https://sanluis.webex.com/sanluis/j.php?MTID=maf5e420835d37e7f39ef3f94e2869abf.

“Queremos llevar a la comunidad información y herramientas para que puedan aplicar desde la naturalidad del hogar. Se trata de tips relacionados al cambio de hábitos, a la actividad física, a las emociones; hay muchas herramientas para empezar a trabajar desde los hogares. Los niños y adolescentes son los más vulnerables, porque están bombardeados de información, entonces lo importante es educar desde la casa con los alimentos que brindamos, las meriendas que llevamos a la escuela, entre otras cosas. No es un tema de estética, es salud, y propiciamos que los niños de hoy sean adultos sanos en el futuro; ese es el objetivo”, señaló.

Un informe de la Universidad Siglo 21 afirma que menos del 15% de los argentinos consume carne en forma diaria. Cuatro de cada diez consumen verduras de forma cotidiana y 1 de cada 3 incluye en su dieta leche, yogur y frutas. De esta manera, se infiere que hay una amplia presencia de harinas y panificados en la dieta actual, potenciada especialmente por el escenario de la pandemia.

“La intención es empezar a trabajar con esta metodología de charlas para que las personas se apropien de la información y sean responsables en todos los actos. No hay que olvidar que la obesidad es una patología que aumenta el riesgo de diabetes, enfermedades cardíacas, entre otras afecciones”, indicó.

“Debemos mantener una alimentación saludable, con frutas y verduras, sin consumo de alcohol ni tabaco. El gran desafío es llevarlo a la práctica y generar que los adultos sean referentes de los niños. Toda enseñanza que reciben los pequeños en el hogar se traslada en su vida; muchas veces como tutores cometemos el gran error de premiar con comida los buenos hábitos”, agregó.

Efecto pandemia:  

La vicepresidenta de ALiN, María Celeste Malavasi, afirmó que la pandemia causó complicaciones, especialmente en el paciente obeso, dado que se incrementó el sedentarismo, el consumo de comidas con alto contenido calórico e incluso se registró un aumento en la ingesta de alcohol.

“Las estadísticas son alarmantes para la población, estamos en una situación crítica. La tendencia mundial va en aumento, en algo fallamos para hacer el abordaje de esta patología. El acompañamiento tiene que ser multisectorial, completo, y no puede quedar librado al azar, por más que el paciente haga un descenso de peso. Las personas vuelven a aumentar, muchas veces se trata de una reganancia que equivale a lo que se había bajado. Entonces lo fundamental es lograr cambios de hábitos que generen impactos en toda la vida”, afirmó.

“Es importante el acompañamiento familiar, ver al paciente como una persona que tiene una patología, no como alguien que perdió el rumbo con la alimentación. Hay que entenderlo más integralmente. Desde la asociación, que integramos profesionales formados, invitamos a la gente que no espere tener sobrepeso para una consulta con nutricionistas, no hay que esperar una derivación médica, se puede hacer una consulta para mejorar los hábitos alimentarios y comenzar a disminuir la incidencia de personas con sobrepeso”, afirmó.

Diario La República

0 Reviews

Más notas

Deja una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *