18/05/2024 4:02 AM

El juicio por la muerte de Maradona está más cerca de concretarse

Este martes se confirmó que los jueces Verónica Di Tomasso y su colega Maximiliano Savarino integrarán el tribunal. El tercer integrante será sorteado.

El Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 3 de San Isidro juzgará al neurocirujano Leopoldo Luque, la psiquiatra Agustina Cosachov y los otros seis profesionales de la salud imputados de “Homicidio simple con dolo eventual” de Diego Armando Maradona, informaron este martes fuentes judiciales.

El mencionado tribunal estará integrado por la jueza Verónica Di Tomasso y su colega Maximiliano Savarino, mientras que el tercer integrante será sorteado.

Estos magistrados fueron confirmados para intervenir en el debate, luego de que el mes pasado los fiscales Patricio Ferrari y Cosme Iribarren le pidieran al juez de Garantías de San Isidro, Diego Efraín Martínez, que acelere el trámite.

El 18 de abril pasado, la Sala III de la Cámara de Apelaciones y Garantías de San Isidro confirmó que los ocho imputados vayan a juicio oral acusados de haber cometido un “Homicidio simple con dolo eventual”, tal como habían dispuesto el año pasado los fiscales y el juez de la causa.

Los camaristas Carlos Fabián Blanco, Gustavo Adrián Herbel y Ernesto García Maañó también avalaron la Junta Médica clave que complicó a los ocho responsables de la salud imputados y rechazó los sobreseimientos y el cambio de calificación que habían propuesto varias de las defensas, entre ellas las de Luque y Cosachov, por la figura del “Homicidio culposo” (con una pena menor de 1 a 5 años de cárcel).

Además de los ya mencionados Luque (41) y Cosachov (37), los otros seis imputados que tiene la causa son el psicólogo Carlos Ángel “Charly” Díaz (30); la médica coordinadora de la prepaga Swiss Medical, Nancy Edith Forlini (53); el coordinador de enfermeros Mariano Ariel Perroni (41); los enfermeros Dahiana Gisela Madrid (38) y Ricardo Omar Almirón (39), y el médico clínico Pedro Pablo Di Spagna (49).

El equipo de fiscales los acusó a los ocho como coautores de un “Homicidio simple con dolo eventual”, con pena de entre 8 y 25 años de prisión.

Según la hipótesis de los fiscales, planteada en el requerimiento de elevación a juicio, el equipo médico de Maradona fue “deficiente”, “temerario” e “indiferente”, sabía que el “10” podía morirse en el estado en el que se encontraba y no hizo nada para evitarlo.

Maradona murió a los 60 años de un edema pulmonar y una falla cardíaca el 25 de noviembre de 2020 en una casa del barrio privado San Andrés, de Tigre, donde transitaba una cuestionada internación domiciliaria por su adicción al alcohol y luego de haber sido sometido a una neurocirugía.

La autopsia estableció que murió como consecuencia de un “edema agudo de pulmón secundario a una insuficiencia cardíaca crónica reagudizada” y descubrieron en su corazón una “miocardiopatía dilatada”.

El Diario de la República

SEGUI ESCUCHANDO: FMLAFINUR