Kicillof, gobernador por 18 puntos

 Kicillof, gobernador por 18 puntos

Habló de la herencia que recibirá y dijo que hay “tierra arrasada”. Consiguió superar el 50% de los votos.

Venció a Vidal y recuperó para el peronismo el distrito más populoso.

Axel Kicillof ganó en la provincia de Buenos Aires con más del 50% de los votos y se comprometió a “unificar la grieta para sacar adelante al país “.

El resultado asegura al presidente electo, Alberto Fernández, el mayor bastión político del país y deja al macrismo casi a la intemperie, con la Capital Federal y algunos distritos del interior que responden a la UCR. Posiciona al académico de 48 años en un rol protagónico del nuevo gobierno. Cosechó cuatro puntos más que Fernández. Es una lectura muy perfilada, pero consistente. Kicillof es obra de Cristina Kirchner y reporta al espacio más rígido de esa expresión.

No será éste el momento de las especulaciones prejuiciosas. El tiempo, por unos días, quedará festivo en su entorno. El gobernador electo explicó anoche que “el triunfo categórico” del Frente de Todos resultó de “la grave crisis en la que está sumergido el país tras cuatro años de gestión de Cambiemos”. Tuvo un discurso duro, con un tono más parecido al de campaña que al de un candidato recién electo.

Sorprendió el diagnóstico sobre los recursos de la Provincia, unos minutos después de la convocatoria de María Eugenia Vidal a una “transición ordenada” con los equipos del FdT. Kicillof describió como “tierra arrasada” a la situación económica y social que dejarán tanto Mauricio Macri en la Nación como María Eugenia Vidal en el distrito que conducirá desde el 10 de diciembre próximo.

La descripción fue al lado de Alberto Fernández y de Cristina Kirchner. Revela la complejidad de las discusiones institucionales de aquí en más.

“Lo que ganó fue la política, fue la movilización social”, dijo el ex ministro de Economía.

“La política se impuso a la big data y el manejo de las redes sociales que la alianza Juntos por el Cambio se jactaba de poseer”, completó en su primer discurso como electo.

Después abundó en detalles utilizados en la campaña: “En 4 años hubo una caída de 9 puntos del PBI en Argentina. Además duplicaron el nivel de desempleo en su mandato. En la Provincia aumentaron la deuda en 3 mil millones de dólares. Eso muestra el fracaso del programa neoliberal de Cambiemos, además del fracaso de una forma de gobernar. Intentaron gobernar con marketing y publicidad”, concluyó en medio del vitoreo festivo.

Y siguió: “La desocupación en 2015 estaba 5,8%, ahora en 10,6. No es un número vacío, son 167 mil puestos de trabajo formal menos en toda la república. Estamos adelante de un fracaso de un programa económico neoliberal y de una forma de gobernar”, añadió el gobernador electo.

Casi cincuentón, el baby face de la política criolla, tendrá que gobernar hasta 2023 los contrastes dramáticos del mayor bolsón de pobreza del país, apretado en el 2% del territorio provincial, donde habitan dos tercios de la población total, y un amplio y diverso corredor productivo agropecuario que provee sustento a las finanzas bonaerenses.

Según Kicillof, Buenos Aires “es una provincia muy rica, pero tiene contrastes, también tiene pobreza. Muy diversa y heterogénea. Está desintegrada”.

Una de los proyectos en laboratorio aún será la descentralización administrativa en su gestión. Con derivación de trámites en cada distrito, sin la peregrinación a La Plata. Otra es la coparticipación inversa de impuestos, es decir que recauden las comunas y coparticipen al fisco provincial. Pero, requiere de un tratamiento legislativo.

Precisamente, uno de los soportes de gestión serán los jefes comunales que resultaron reelectos por el FdT, los que dejaron descendencia y quienes arrebataron municipios al oficialismo. El peronismo sumó una decena de comunas. La fortaleza reside en el Conurbano que rodea a la capital federal.

El parlamento será el principal espacio de resolución en la nueva gestión. El Frente de Todos no tendrá mayoría absoluta en ninguna de las dos cámaras y deberá negociar “mano a mano” con la oposición macrista – radical.

Tiene en agenda antes de fin de año el Presupuesto, Endeudamiento, y designación de 62 magistrados. Es probable que empuje la salida del Procurador General de la Suprema Corte, Julio Conte Grand, aunque el alto funcionario no puede ser removido del cargo.

En las PASO de agosto, Kicillof había superado a Vidal 52,2 %a 34,6 %. En estas generales, los cómputos parciales marcaban una diferencia más chica de unos 4 puntos. Eduardo “Bali” Bucca, de Consenso Federal, quedó tercero. ■

Tengo la convicción que fue fundamental la unidad del campo popular y de todos los dirigentes en la Provincia”

La situación que encontramos después de cuatro años de Macri y Vidal es tierra arrasada, es un retroceso”

0 Reviews

Más notas