24/05/2024 12:41 PM

Merlo: taxistas proponen endurecer las penas para disuadir el arribo de Uber

Se reunieron con el Concejo Deliberante y pidieron aumentar las multas a los transportes no autorizados.

El Concejo Deliberante de Merlo mantuvo esta semana una reunión con propietarios y choferes de taxis y remises, quienes ven como una amenaza muy relevante a sus puestos de trabajo un eventual desembarco de Uber en la villa turística. Pidieron penalidades más fuertes para los vehículos que trabajen sin habilitación municipal.

A modo preventivo, los trabajadores y representantes del sector les comunicaron a los ediles su preocupación por el arribo de la aplicación, que recientemente desembarcó en San Luis y otras ciudades del país. “Tienen temor que la empresa comience a trabajar en nuestra ciudad. Nosotros tenemos una legislación que regula la actividad de taxis, remises y taxi flete, pero el régimen sancionatorio no prevé medidas tan fuertes contra transportes que funcionen trasladando pasajeros sin habilitación. La penalidad que hay es muy baja, y es para vehículos que tienen en trámite el permiso municipal”, precisó el presidente del Concejo Deliberante, Leonardo Rodríguez.

El edil manifestó que los taxistas exigieron penas más duras y que comprendan tres categorías: una multa económica, el acarreo del vehículo y el secuestro. “Quieren que endurezcamos el régimen sancionatorio que tiene la ordenanza; y el cuerpo completo del Concejo está de acuerdo con ese pedido, más allá de Uber o no. Hoy, si una persona quiere prestar un servicio como el de taxi o de remís se vería perjudicado si nosotros tenemos una legislación   endeble. Estamos de acuerdo y vamos a estar modificando la ordenanza vigente para aplicar sanciones más duras y estrictas para quienes ejerzan la actividad sin habilitación. La próxima semana estaríamos realizando los cambios”, detalló.

Rodríguez destacó que se buscará proteger a los trabajadores que cumplen con la ordenanza vigente desde hace años. “Creo que Merlo tiene una particularidad distinta a la de otras ciudades; es más chica y nos conocemos entre todos. Trabajan unos 90 remises y 45 taxis, por eso, es bastante más fácil de contener la situación”, señaló.

La ordenanza que regula la Habilitación de Transporte de Pasajeros en Merlo está adherida a la Ley Nacional de Tránsito y a la Ley Provincial, y estipula que deben cumplirse determinados requisitos. “A esa legislación le incorporamos otros requerimientos, como que los choferes tienen que saber realizar maniobras de RCP ante alguna contingencia o que los vehículos estén adaptados para personas con discapacidad. Vamos a modificar esta ordenanza para que la actividad esté lo más regulada posible”, resaltó.

Para el presidente, el desembarco de este tipo de aplicaciones depende más del servicio que preste el sector. “Si se brinda un servicio malo, con tarifas caras, deficiente atención, con vehículos viejos o que están rotos, entre otras cuestiones, es muy probable que lleguen empresas de este tipo. Al no tributar las tasas municipales, al dueño del auto le conviene trabajar más en un Uber”, describió.

El concejal insistió en que es clave la calidad de la prestación para disuadir la llegada de otros sistemas de movilidad. “Por eso, es importante que el servicio sea bueno y de calidad, para no competir con nadie. De esa manera, el usuario terminará priorizando el taxi por sobre Uber o cualquier otra aplicación que venga”, resaltó.

El concejal del bloque del Partido Justicialista, Gastón Fonseca,  destacó que fue muy positiva la reunión con los distintos sectores de taxis y remises por lo que les plantearon y porque también ven con preocupación una posible llegada de Uber a la villa turística.

Para el edil, el éxito de este tipo de sistema de transporte en una ciudad se da por dos motivos: el precio y la facilidad que tiene  el servicio. “Creo que en muchos lugares la aceptación de estas aplicaciones tiene que ver por una falencia en la prestación del servicio de taxis y remises. En Merlo se mantiene la esencia al ser una ciudad pequeña, pero si uno viaja a una ciudad más grande, siempre está el miedo que le cobren de más, que lo paseen a uno y no saber quién lo está llevando”, señaló.

La acción en el Legislativo municipal de Merlo replica lo que ocurrió en la capital puntana tras la confirmación del arribo de Uber a la ciudad de San Luis. A fines de septiembre, el Concejo Deliberante capitalino recibió la propuesta de distintas agrupaciones de taxistas de aplicar fuertes multas, que podrían superar el millón de pesos, a los transportes de pasajeros que no se encuentren autorizados.

El Diario de la República

SEGUI ESCUCHANDO: FMLAFINUR